V Belén de La Matanza de Acentejo 2015

Hasta el 6 de enero.

V Belén de La Matanza de Acentejo 2015, confeccionado por el colectivo vecinal Pino Verde, con la colaboración del Ayuntamiento, reúne más de 500 piezas elaboradas artesanalmente a partir de soga, alambre, cartón, papel, yeso o barro entre otros materiales.

Por quinto año consecutivo se ha trasladado de los jardines de la autopista a los del Ayuntamiento, junto a la escultura del achimencey Tinguaro, ganando en amplitud y vistosidad, así como en seguridad y comodidad para los visitantes.

El tradicional belén que saluda la navidad en La Matanza a vecinos y visitantes, luce desde este fin de semana con todo su esplendor en las inmediaciones del Ayuntamiento.

Elaborado por el colectivo vecinal Pino Verde, el emblemático nacimiento navideño que inauguró hace cinco años una nueva ubicación aportando mayor amplitud, comodidad (aparcamientos) y seguridad (fuera de la carretera) a los cientos de visitantes que a diario acuden a contemplarlo en los jardines del Ayuntamiento.

Con la escultura del archimencey Tinguaro como ilustre vigilante, el belén reúne este año más de 500 figuras, entre personajes, objetos, casas y estructuras, elaboradas artesanalmente en los últimos seis meses por el colectivo vecinal a partir de materias primas como la soga, el papel y cartón, yeso, alambre y barro entre otros.

Tratadas y pintadas con materiales impermeabilizantes para resistir los embates del sol y la lluvia, las piezas forman un nacimiento en el que el visitante podrá sorprenderse con elementos como el Palacio de Herodes, el mercado, el poblado de cuevas o el campamento pastoril, o con detalles curiosos como las diversas zonas agrícolas o las barcazas con pescadores.

Una buena cantidad de escenas cuentan con movilidad, lo que junto a la iluminación con la que ha sido dotado, invitan a repetir la visita en horas nocturnas.

Como ya es habitual el nacimiento incluye nuevas figuras y escenas, personajes elaborados con esmero cuidando todos los detalles y aportando guiños al visitante.

El poblado de pescadores, las zonas agrícolas rebosantes de cultivos, las lavanderas o el que quita las fajinas a laS piñas de millo, se incorporan junto a un renovado palacio de Herodes al conjunto.

Deja un comentario