Tributo a Nuestra Señora del Buen Viaje

Tributo a Nuestra Señora del Buen Viaje en Icod El Alto; miles de personas acudieron a su cita anual con la Virgen en este rincón realejero. Peregrinos de toda la isla homenajearon a la conocida como la “Candelaria del Norte” en una tradición que se remonta al siglo XVII.

Desde el siglo XVII el núcleo realejero de Icod el Alto rinde tributo a su imagen de Nuestra Señora del Buen Viaje.

Como cada final del mes de agosto, son miles de personas de toda la isla las que se acercan a homenajear y entonar plegarias a la conocida como la “Candelaria del Norte”. Esta tradición ha quedado arraigada sobre todo en el corazón de habitantes que tuvieron que emigrar a Venezuela, Cuba y otros países de Latinoamérica.

Se da la circunstancia de que por la orografía de este núcleo los vecinos tuvieron que dividirse en cuarteles, un sistema de fracción poblacional, sumando hasta siete estancias que representan con una bandera propia. Las fiestas en honor a su virgen adquieren una significación especial por el fervor y la entrega de sus habitantes, siendo protagonistas de la organización y el desarrollo de un intenso programa de actos donde cabe el apartado religioso, pero también el más festivo, deportivo y cultural.

En este último apartado destacó la exposición ‘El paso de la cumbre’, así como la participación de intérpretes de la música popular como Fabiola Socas, Domingo Rodríguez “El Colorao” o Tigaray.

El alcalde accidental de Los Realejos, Adolfo González, destaca “la gran sensibilidad y empeño que la comunidad parroquial y la comisión de fiestas han puesto en la conservación y realce de las propias tradiciones de Icod el Alto, entendiéndose así el atractivo que supone año a año para visitantes y devotos de toda la isla”.

Deja un comentario