Todos los Santos 2016 en San Juan de la Rambla

Todos los Santos 2016 en San Juan de la Rambla, ofreciendo un año más las antiguas tradiciones de los “Los Santitos” y el “Pan por Dios”.

1 de noviembre.

Dentro de su programa de rescate y apoyo a las tradiciones, sigue apostando un año más porque en el municipio se celebre la festividad de Todos los Santos a través de “Los Santitos” y el “Pan por Dios”, dos costumbres que desde hace siglos llenan las calles de niños y mayores cada mañana del 1 de noviembre.

Con esta premisa, la concejalía de Cultura quiere transmitir a los más pequeños en qué consisten estas dos tradiciones, destacando la importancia que supone, tal como apunta la edil Eulalia Toledo, “que se mantengan presentes para recordar que nuestro municipio tiene un rico patrimonio inmaterial que debe resistir a la influencia e importación de otras costumbres.

Muchos de nuestros abuelos han crecido celebrando “Los Santitos” y el “Pan por Dios”, y muchos de ellos aún siguen saliendo a la calle, ahora acompañando a sus nietos. Ahí radica la belleza de estas costumbres”.

Conscientes de que se debe trabajar en la transmisión desde los más pequeños, durante esta semana las dos ludotecas dedican su programación a ambas festividades. En el caso de “La Saltarina”, en San Juan, van a realizar y decorar las cestas que luego se utilizarán para acudir casa por casa a pedir “Los Santitos”.

En el caso de la ludoteca “La Estrella Contenta” en San José, dedicarán las jornadas a trabajar en el “Pan por Dios”, para ello recibirán la visita de la panadería “San José-Artesano”, que explicará el proceso de elaboración del pan desde la masa hasta el horneado.

Por otro lado, el CEIP Ángel Guimerá celebrará “Los Santitos” en el propio centro y la asociación cultural Martín Rodríguez colocará en la calle Los Sabandeños, una mesa de información y reparto de rosquetes y otros alimentos tradicionales.

Cabe recordar que “Los Santitos” desde siempre ha tenido mucha aceptación, sobre todo en la población joven del Casco gracias a las propias familias y su respeto por las tradiciones, que la mañana de Todos los Santos recorre las casas pidiendo “Los Santitos”, unos agasajos que normalmente están preparados desde el día anterior.

Antaño los obsequios consistían en frutas de temporada, frutos secos o alguna perra o real. En la actualidad el reparto se centra en dulces o monedas.

El caso del “Pan por Dios” ha sido diferente, y a pesar de que se ha diluido con el paso del tiempo, aún muchas panaderías de la parte alta del municipio dejan entre sus clientes un pan de leche, que sirve como obsequio y recuerdo de antaño, donde familias de la zona recorrían casas pidiendo el “Pan por Dios”: frutas, verduras, monedas o el nombrado pan de leche.

Deja un comentario