Desfile de Diablos y Tarasca 2016

Este defile de Diablos y Tarasca está relacionado con las Fiestas del Corpus Christi en La Laguna que recupera, de este modo, componentes históricos y etnográficos muy antiguos.

26 de mayo.

La antigua fiesta del Corpus Christi fue el caldo de cultivo de numerosas expresiones festivas y etnográficas. Su importancia no está solo en el interés histórico o en el romántico rescate de tradiciones, sino que nos ofrece la comprensión simbólica de elementos tan familiares hoy en día como los bailes de cintas, los gigantes y cabezudos, los caballitos, los diablos, etc.

Con este proyecto, desde la Concejalía de Cultura, intentamos recuperar parte de este complejo ritual, con el objeto de devolver a la ciudad parte de su patrimonio inmaterial. Hemos intentado hacer un inventario de los diversos componentes rituales del Corpus lagunero a lo largo de los siglos, para revisitar su estructura y traerla al siglo XXI, ya no como fiesta religiosa, sino como desfile social y cultural.

Por otra parte, se pretende dar un carácter participativo a su organización, en la que intervienen diversos colectivos del municipio de La Laguna, con la idea de implicar a la población en el conocimiento y puesta en escena de una parte de su legado patrimonial.

Horario: 19:00 horas en las calles de la ciudad.

 

El desfile Diablos y Tarasca 2016 en La Laguna.

 

El desfile de Diablos y Tarasca recupera los componentes históricos y etnográficos de la ciudad de La Laguna.

La iniciativa ha implicado a diversos sectores de la población en una actividad participativa y colectiva y está ofreciendo a su vez información sobre esta celebración histórica, ya que además se están llevando a cabo diversos talleres por diferentes centros educativos. Hasta el momento han participado en estos talleres unos 200 chicos en distintos centros del municipio.

El Corpus Christi es la celebración más antigua de Canarias, pero no en su concepción actual. Su origen está en 1496 y la procesión era su elemento central, la materialización simbólica de la jerarquización social, de la eterna lucha entre el bien y el mal y de la iconografía cristiana.

Estaba representada por una cohorte de matachines, diablos y representaciones diversas. El popular baile de cintas, tan arraigado en Tenerife, tomó forma en el Corpus, que convivía con otras danzas como la del pelícano.

Sin embargo, el elemento más llamativo de esta fiesta era la Bicha o Tarasca, un dragón fabricado con materiales y dimensiones diversas. La fiesta decayó y el empeño de algunos ilustrados, que consideraban una falta de respeto tanta danza y jolgorio, hizo que desaparecieran la mayoría de sus elementos.

Deja un comentario